Táctica de marketing para ecommerce 2

Comparte

2 minutos

Esta ya es una clásica, y a veces sorprende que siga existiendo, y sí, sigue existiendo porque es buena.

Esta táctica está más orientada a servicios, mientras que la otra que vimos, las ofertas relámpago, están dirigidas a productos tangibles.

Te estoy hablando de la oferta del día.

Groupon es el lugar más popular para ofrecerlas.

De manera similar a las ofertas relámpago, la oferta del día es famosa por los descuentos.

Cómo es la oferta del día

Se ofrece un cupón (que puede ser virtual) con un producto o servicio y un descuento especial. Dado a que esta es una estrategia de bajo costo, no se suele incluir ningún tipo de envío, se trata de que el cliente vaya a la tienda por él.

Ya en la tienda, hay oportunidad de vender un segundo producto. Claro, suponiendo que tienes personal capacitado para vender y dar servicio.

Ahora, la oferta del día, como su nombre lo dice, solo se ofrece por un día, pero el cupón mismo tiene otra fecha de caducidad, que no debería de ser mayor a 72 horas, sobre todo cuando el descuento es bastante.

Entonces es una especie de juego, con el cupón compras el derecho de ir por un producto, pero no garantizas que el producto esté. Si no está, pues das una devolución en la tienda y ya, no pasa nada. Pero aún así logras llevar tráfico a la tienda y quizás lo termine comprando de todas maneras.

En el caso de servicio, lo mismo. Esto es porque no es conveniente que los descuentos que dan demasiados privilegios de costo sean tan cómodos, sino más bien algo para aprovechar de inmediato.

El bono del día

Aquí también puedes dar un bono extra del día, al hacer la compra de algún producto o servicio.

Sin embargo, es importante que el bono no sea parte del propio producto o servicio o no sea necesario. Entre menos relación tengan, mejor.

Piensa algo así como el banco que regala una tostadora o unos cuchillos de cocina al abrir una cuenta bancaria o de inversión con más de cierta cantidad de dinero.

También es importante que el bono tanto sea deseable, como que todo sea impredecible.

Cuando das descuentos o producto gratis, es importante que la promoción no genere expectativa desde antes. Es algo que ofreces, promocionas agresivamente al momento y dejas que se haga viral (dando las facilidades para que se haga viral).

Útiles para adquirir clientes

Tanto las ventas ofertas relámpago como la oferta del día son especialmente interesantes para conseguir nuevos clientes. Aunque también pueden generan ventas repetidas, dependiendo de tus ofertas.

Si tienes pocos productos o servicios, entonces no es buena idea hacer uso de estas estrategias, al menos no frecuentemente.

Puede ser buena idea entonces solo hacerlo en ciertas fechas donde sabes que aumenta el tráfico orgánico o natural de tu negocio. En todos los negocios existen ciclos.

En lo general, este tipo de estrategias funcionan mejor cuando las cosas van bien que cuando ya no.

No es lo mismo una promoción basada en ofetrta y demanda que una basada en “mi negocio no está vendiendo lo suficiente”.

¿Y tú, como puedes usarla?

Mándame un correo a [email protected] si necesitas una “ayuda”.

¡Hasta la próxima!

Artículos relacionados:


Comparte