Por qué todos nos cansamos de dar para recibir

Por qué todos nos cansamos de “dar para recibir”

Comparte

2 minutos

Lo que leerás a continuación es un mensaje originalmente enviado para los suscriptores de Empresa En Crecimiento.

¿Te consideras una persona que “da”?

No me refiero a que seas proveedor de tu familia, sino unapersona que le gusta dar.

Una persona que da propinas generosas.

Una persona que daoportunidades a quien la pide.

Una persona que ayuda a otros.

Sin duda esta filosofía tepermite acercarte a las personas y desarrollar contactos.

Seguramente algunavez te has sentido cansado de dar, ¿no?

Dicen que “el que da, recibe”,pero tu das y das… y recibes poco a cambio.

Aveces nada.

A veces dudas de si seguirás dando.

Algunos de planoabandonan esta filosofía de vida.

Este mensaje está dirigido a quienes se hanfrustrado de dar y reciben poco a cambio.

Existe un problema fundamental en la filosofía del dar

Y es que asume quetodos están hechos iguales.

Verás, el 90% de la gente a la que das son”aspiradoras de energía”.

Son personas a las que das y no solo no te agradecen, sino que pueden incluso exigirte más o criticarte.

¡El 90%!

El 7% son agradecidos. Son personas que de no pueden pagarte el favor en la mismaproporción, pero reconocen lo que tu favor les ha hecho y al menos te saludan con una sonrisa y te hacen la vida un poco más fácil.

El 3% restante sonpersonas que dan ellos mismos.

Así es, una pequeña, diminuta y minúsculaminoría.

Son personas que no solo agradecen el favor que les has hecho, sino quete pagan el buen karma de una u otra forma.

A veces te consiguen clientes, aveces te dan dinero, a veces te sirven de contactos o te facilitan algúncontacto importante.

En algunos casos esta filosofía del dar se convierte en una estrategia política, pues favores se pagan con favores.

Es normal. La moraleja de mi mensaje no es el que te politices, sino el que elijas mejor a quiéndar.

La vida no es un “balance universal perfecto”, sino una rueda de la fortuna que a veces da y a veces quita.

Mucha gente nace en la pobreza y muere en la violencia.

No hay buen karma ahí. Es la realidad.

Enfócate en dar ala gente que es agradecida y a la que da en sí misma, al resto, enséñales quesus modos no son los adecuados para salir adelante.

Como emprendedor, eres la oportunidad misma con vida, enseña a otros de qué se trata la oportunidad.

Hastala próxima,
Damián Gil

Este fue un mensaje escrito originalmente para los suscriptores. Si te interesa recibir más contenido como este en tu email, suscríbete gratis aquí.

Artículos relacionados:


Comparte