Bitcoin para emprendedores

Comparte

5 minutos

Entiende la esencia del negocio detrás de Bitcoin y aprovéchala para capitalizar tu negocio.

Por años, yo mismo he sido escéptico de lo que es Bitcoin. En cursos se me hablaba que la tecnología Blockchain detrás de Bitcoin era más valiosa que la propia criptomoneda.

No fue sino que hasta aprendí más sobre cómo funcionan los bancos y el fraude general que es el sistema monetario «capitalista» que, aunque el Bitcoin no viene protegido por el gobierno, resulta un menor fraude que el que hay detrás del dinero que guardas en tu bolsillo.

Entendiendo de dónde viene Bitcoin

Satoshi Nakamoto, que puede ser nombre real o no, creó el Bitcoin a través de un algoritmo que pensó en todo para crear una economía alrededor de esta innovadora criptomoneda.

Su base fue compararla con el oro.

El oro, si bien basa su valor a la escasez, el verdadero fundamento de esta escasez viene de lo costoso que es minarlo. Es costoso en tiempo, energía y recursos, hasta la posible pérdida de vida humana. En África, además de las minas comunes, puedes encontrar niños minando bajo el agua, manteniéndose vivos con apenas una delgada manguera que va de su boca al exterior, y con el riesgo de que algo salga mal en cualquier momento y no pueda salir lo suficientemente rápido. El negocio de la minería moderna «capitalista» basada en producir a «bajo costo», reduce sus costos elevando otros costos no fáciles de cuantificar, como este riesgo de pérdida de vida o la gran contaminación que produce, dañando fuentes de agua dulce, con las cuales en ciertos lugares, corporativos usan igualmente para regar los plantíos que producen el alimento que enlatan y distribuyen por todo el mundo.

Lo curioso es que estos niños venden los pequeños pedazos de metal como si fuera «fierro viejo», apenas consiguiendo algo de dinero, y este oro no obtiene su valor comercial sino hasta que es acuñado en lingotes y monedas, así que los mineros independientes difícilmente se hacen de fortunas.

Es curioso porque el oro y la plata son metales favoritos por los banqueros para almacenar el valor del dinero una vez una moneda fiat se va al diablo. Por siglos transportan el valor de esa moneda que arruinan al oro, y a crear o «fundamentar» una nueva moneda.

En estos tiempos de crisis por COVID-19, el oro se ha apreciado en buena medida por esto mismo, dado que las monedas fiat han ido devaluándose rápidamente, los banqueros astutos trasladan parte de su riqueza a estos metales y se protegen. Dichosos ellos, ya que controlan la mayor parte de oro comercial que existe, y por lo tanto, tienen una mano para definir cuánto vale hoy el oro, aunque todo parezca parte del «libre mercado».

El Bitcoin sigue un principio similar al del oro. También es minado, pero no por personas, sino por máquinas. Este proceso de minería es la columna vertebral que hace al Bitcoin un modelo descentralizado, que en principio es un modelo opuesto a lo que es el dinero producido por bancos centrales.

Técnicamente cualquiera puede minar Bitcoin, incluso tú. Esto es lo que hace que el sistema sea descentralizado. Sin embargo, el algoritmo de Satoshi automáticamente suma complejidad al algoritmo de minería para hacerlo más difícil y costoso conforme se va minando más y más Bitcoin, y las recompensas por minar se reducen a la mitad después de cada halving. Hace diez años prácticamente podías usar tu computadora casera para minar Bitcoin mientras dormías, hoy en día, necesitas tener toda una infraestructura con GPUs ubicados en lugares donde exista electricidad barata (países como China producen más energía de la que consumen, y por lo tanto es más barata). Los gobiernos de Venezuela e Irán se sabe que ya tienen una relación entre gobierno y Bitcoin.

El valor del Bitcoin

El valor del Bitcoin ha sido muy volátil. Esto en general es una buena noticia para la criptomoneda porque muestra que el mercado está activo y busca encontrar su valor real en el estado actual de madurez.

Así que entre más joven, es normal que sea más volátil que conforme vaya madurando. Algunos se hicieron ricos simplemente acumulando la moneda e invirtiendo a largo plazo, y parece que este es el mejor uso actual del Bitcoin, como una batería que en vez de almacenar energía, almacena el valor de tu moneda que constantemente se devalúa.

Recientemente, en Noviembre 2020, varias noticias surgieron creando esperanza en el futuro de Bitcoin. Desde billonarios que comienzan a invertir en la moneda, un par de corporativos multinacionales que hacen lo mismo, Square y MicroStrategy, quienes ya consiguieron ganancias de decenas de millones de dólares solo en la valuación de la moneda en apenas uno o dos meses. Aún la madurez de Bitcoin está en sus fases más tempranas.

El dinero, como concepto general, sirve para transportar valor en el espacio-tiempo. Sin embargo, es difícil que lo logren ambas en solo una forma. Por ejemplo, el oro es dinero que sirve como buena reserva de valor en el tiempo (especialmente para los banqueros), pero es difícil usarlo en el espacio, para comprar en tu país, ciudad o por Internet. Por otra parte, el dinero fiat (USD, EUR, MXN, etc…) es un buen transporte de valor en el espacio, mas no en el tiempo. Con él puedes comerciar prácticamente en cualquier lugar (especialmente en las zonas cercanas a sus Bancos Centrales que lo producen), más la moneda fiat pierde valor con el tiempo, y siempre ha sido así, porque así está definido el sistema monetario al permitir que sean Bancos Centrales autónomos los que produzcan dinero, cuya mera impresión o botonazo para crear más, genera nueva deuda al instante.

El Bitcoin es uno de esos raros casos donde tienes una moneda que guarda valor en el espacio-tiempo, sin embargo, al ser joven, aun la parte del espacio es limitado, y se compensa por la parte de tiempo, donde suma valor muy repentinamente.

Cómo usar Bitcoin

Siguiendo una analogía, si Bitcoin es una «moneda», tiene que guardarse en una «cartera».

Las carteras consideradas más seguras se consideran «carteras frías», que se guardan fuera de Internet u offline. Pueden ser desde papeles con códigos QR hasta dispositivos parecidos a una memoria USB que requieren presionar un botón para sumar una capa de seguridad.

Después de esas, están las de los Exchanges. Existen muchos Exchanges y hay que indagar cuáles son amigables con tu país y medios de pago. También hay que investigar sobre el historial del Exchange en temas de seguridad. La mayoría de Exchanges serios son muy seguros y es viable guardar ahí tu moneda, a través de la cartera que se crea automáticamente junto a tu cuenta.

En general, una cartera tiene una clave pública y una privada. La clave pública es la que compartes al mundo para que te depositen, pero la privada NADIE la debe de ver.

Un caso alternativo son las carteras (ledgers) que en vez de tener una clave privada, requieren palabras clave, que por supuesto, nadie debe de conocer más que tú como dueño de tu cartera.

No todos los exchanges permiten sacar tu Bitcoin a tu moneda local, y en general cobran comisión tanto por meter como sacar dinero, así que debes de considerar eso. En caso de que no permita y hayas conseguido tu Bitcoin en uno, pues debes transferir tu moneda a otro servicio que sí permita retirarlo. Con todo, los Exchanges son los mecanismos más comunes para comprar Bitcoin, aunque también existen cajeros y poco a poco más servicios de transacciones permiten hacerlo también, como PayPal.

Palabras finales

El Bitcoin y probablemente otras criptomonedas no son una moda y ahora todos los que vemos lo que es Bitcoin hoy nos recriminamos por no comprar monedas cuando estaban a centavos o unos $20 dólares poco menos de una década atrás.

Ahora que se han sumado más instituciones financieras al juego, es difícil que el Bitcoin desaparezca como tanto se ha pronosticado.

Es momento de tomar el toro por los cuernos y saber por uno mismo de qué tratan estas novedosas inversiones.

Artículos relacionados:


Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *